NITRIC ACIDUM

Acido nitrico.

Generalidades

Afecciones crónicas y profundas con inflamación e irritación de las mucosas, principalmente a nivel de los orificios del cuerpo. Dolores punzantes. Tendencia a la ulceración y a las hemorragias.

AGRAVACIÓN: Por la tarde y por la noche, después de media noche, por el frío, el cambio de tiempo y temperatura, por el ruido, por pasearse, al despertar y durante la transpiración.

MEJORÍA: Por andar en carruaje.

LATERALIDAD: Izquierda.

Sintomatología

Irritabilidad extremada, no puede soportar el menor disgusto. De mal humor, fastidiado, contrariado, nunca está contento, siempre triste, se desespera de su estado.

Desesperado y ansioso por su enfermedad no puede sobre todo dormir. Se vuelve rápidamente vengativo, rencoroso y odioso.

Todos los síntomas, aún los mismos psíquicos, son mejorados por ANDAR EN CARRUAJE.

Dolores agudos y punzantes que aparecen y desaparecen bruscamente (Argentum nitr.), aparecen durante el sueño y se agravan por la noche y por los cambios atmosféricos.

SENSACIÓN COMO SI UNA ASTILLA DE MADERA ESTUVIERA ENCAJADA EN LA CARNE* que es la región afectada (Arg. nitr., Hepar, Sil., Thuj.).

Cefalalgia como si la cabeza estuviera ceñida fuertemente por una venda. Dolor en los huesos de las regiones frontal y parietal, que empeora por la noche y por la mañana al despertar, con náuseas. No puede soportar el ruido, las sacudidas, ni la presión del sombrero (Calc. phos.), descansa descubierto. Siempre mejoría por andar en carruaje.

Dolores en los ojos, agudos, punzantes y ardorosos, con lagrimeo. Iritis. Ulceración de la córnea. Diplopía. Cuando la luz del día disminuye y avanza el crepúsculo, el enfermo se ve obligado a suspender su lectura porque no puede distinguir las letras.

Dolores punzantes, desgarradores en los oídos con hinchazón retroauricular (mastoiditis). Crujidos en los oídos al comer (Rhus tox., Graph.).

Comisuras de los labios ulceradas, agrietadas y costrosas (Graph.). Olor fétido de la boca, saliva abundante y fétida, dientes oscilantes con encías esponjosas.

Lengua amarilla con pequeñas vesículas ardorosas, muy dolorosas al menor contacto. Ulceraciones sobre la cara interna de las mejillas con dolores agudos y punzantes. Manchas blanquizcas y dolorosas.

Mucosidades abundantes en la faringe con esfuerzos constantes por arrojarlas. Dolor muy intenso como si una astilla de madera estuviera encajada en la garganta (Alum., Arg. nitr., Hep. sulph., Natr. mur.). Manchas blanquizcas sobre las amígdalas.

Ulceraciones de bordes irregulares, con fondo que sangra fácilmente y tiene el aspecto de carne cruda; muy dolorosas, con dolores agudos y punzantes.

Hambre excesiva con deseo violento de cosas indigestas: arenques, grasa, carbón, tierra (Calc. carb.). Aversión por el pan y la carne, no puede soportar la leche.

Timpanismo después de las comidas, expulsión de poco gas, dolores agudos a nivel del hígado.

Constipación con ulceración del recto. Heces que necesitan grandes esfuerzos con poco resultado, como si las materias fecales estuvieran engrudadas (Alum.).

Dolores durante la evacuación y que PERSISTEN DESPUES DE ELLA, aun cuando sea suave, estos dolores son agudos y punzantes como si una astilla de madera estuviera encajada en el recto o como si hubiera espinas en el ano.

Contracción espasmódica del ano (Sil.).

Ano resquebrajado por las fisuras. Hemorroides procidentes extremadamente sensibles al menor contacto con escurrimiento sanguíneo a cada evacuación.

Diarrea crónica en la senectud o en personas débiles, con evacuaciones frecuentes, viscosas e irritantes, tenesmo y dolores después de la defecación y hemorragias con sangre roja brillante.

Siempre escalofriado, el paciente se encuentra muy sensible al frío. Coriza con nariz ulcerada y dolorosa, mucosidades amarillas, excoriantes y de mal olor. Punta de la nariz roja y dolorosa. Dolores punzantes al menor contacto. Epistaxis.

Afonía con tos seca, agotante, empeora por la noche durante el sueño (Cham.) con fiebre y sudores nocturnos. Expectoración amarilla verdosa, viscosa y sanguinolenta, pútrida, con dolores agudos y punzantes en el pecho.

Palpitaciones con temblores, agravación al caminar lentamente y al subir escaleras.

Orina poco abundante, obscura, como asiento de sidra, con OLOR A ORINA DE CABALLO.* Sensación de frío en la uretra al orinar.

Ulceraciones sobre el glande, condilomas y vegetaciones que sangran al menor contacto. Vesículas pruriginosas sobre el prepucio, se abren y recubren en seguida de costras secas. Dolores agudos y punzantes exasperados al menor contacto.

Reglas adelantadas, abundantes, como de agua color rosa, con sensación de pesantez en el vientre. Leucorrea abundante, obscura, viscosa, filamentosa (Kali bich.) muy irritante.

Hemorragias uterinas, menorragias y metrorragias con sangre roja viva.

Partes genitales muy dolorosas con vegetaciones, condilomas, ulceraciones, dolores agudos, punzantes y prurito.

Mamas atrofiadas con induraciones circunscritas e indolentes.

Crujidos de las articulaciones durante los movimientos que se agravan por la mañana. Sensibilidad de los pies, como si caminara sobre agujas.

Lengua ulcerosa crónica y que no se alivia, sangra fácilmente al menor contacto, con dolores agudos y punzantes, como producidos por una astilla de madera. Adenopatía ganglionar con tendencia a la supuración. Caída de los cabellos con sensibilidad del cuero cabelludo. Caída del pelo en la región genital (Natr. mur., Zinc.).

Condilomas (Staph., Thuj.). Verrugas largas, dentelladas, pedunculadas, húmedas y que supuran, sobre la espalda y las manos, sangran al lavarse con dolores agudos y punzantes.

SUDORES IRRITANTES Y EXCORIANTES de los pies y bajo las axilas. Sudores fétidos de los pies con excoriaciones. Sudores nocturnos.

CLÍNICA

Adenopatía supurada. Aftas. Bubones. Cáncer. Condilomas. Constipación crónica. Difteria. Disentería. Epistaxis. Estomatitis. Fiebre tifoidea. Fisura anal. Hematurias. Hemoptisis. Hemorragias. Hemorragia intestinal.. Hernias. Herpes. Iritis. Mastoiditis. Melancolías. Menstruación (trastornos de la). Pólipos. Sífilis. Tabes. Tuberculosis. Tumores. Ulceraciones (córnea, faringe, recto). Ulceras varicosas.

RELACIONES

Arsenicum (ansiedad y desesperación por creerse incurable). Hepar sulphur  (hipersensibilidad al contacto). Benzoic acid. (olor repulsivo de la orina). Terebenthina (olor a violeta). Mercurius (ulceraciones superficiales que no sangran). Conviene particularmente a los casos graves con tendencia a las ulceraciones (Mercurius) y a las hemorragias (Lachesis).

Complementarios

Arsenicum, Syphilinum, Thuja.

DOSIS

30a, 200a y Mil.