ZINCUM

Zinc.

Agotamiento nervioso después de un surmenaje o de una enfermedad provocando depresión psíquica considerable con hiperexcitabilidad de todo el sistema nervioso periférico, que se traduce por movimientos contínuos de las extremidades, espasmos clónicos y temblores.

AGRAVACIÓN: Por tomar vino, por todo ejercicio mental y físico, por el tacto, la presión, el ruido, a las 11 horas y por la tarde después de comer y durante las reglas.

MEJORÍA: Temporalmente por la aparición de un escurrimiento o de un exudado (eczema o diarrea); durante las reglas (únicamente por trastornos nerviosos o genitales).

Agotamiento cerebral y nervioso después de estudios prolongados, vigilias nocturnas o intoxicación.

Mente lenta para comprender y responder. Debilidad de memoria con dificultad de coordinar sus pensamientos. Estupidez progresiva. Cara pálida, ojos hundidos sin expresión.

Sensibilidad intensa al menor ruido que hace sobresaltarse al enfermo. Temblor general o parcial de las extremidades que se agrava durante las reglas. Movimientos convulsivos de la boca, la cabeza, de las manos y sobre todo de los pies; espasmos clónicos (tónicos: Cupr.).

AGITACIÓN CONSTANTE DE LOS PIES aun al dormir (Ars., Rhus tox.).

Sueño interrumpido por crisis y sacudidas bruscas. Sueños terroríficos con sobresaltos. Agitación.

Cefalalgia que se agrava después de ingerir vino aun cuando sea en pequeñas cantidades, mejoría durante las reglas.* Dolor occipital con sensación de peso sobre el vertice de la cabeza y sobre la raíz de la nariz.

Movimiento automático de la cabeza que voltea de un lado a otro (Bell., hell.).

Vértigo con temor de caerse por la izquierda y precedido de un sensación de presión sobre la raíz de la nariz con náuseas y desfallecimiento.

Inflamación de los ojos durante las reglas, pruritos y dolores punzantes en el ángulo interno de los ojos (ángulo externo: Graph.). Sensación de granos de arena bajo los párpados que se agrava por la tarde y por la noche con lagrimeo. Trastornos visuales después de ingerir vino.

Labios secos y agrietados. Resequedad de la garganta con mucosidades adherentes que provocan un carraspeo constante. Sensación de cuerpo extraño en forma de bola que se agrava al no deglutir.

NO PUEDE SOPORTAR LA MAS PEQUEÑA CANTIDAD DE VINO pues le produce náuseas con cefalalgia, ardores con eructaciones ácidas, hipo y vómitos.

Hambre canina a las 11 de la mañana (Sulph., Ign.). Bebe frecuentemente y come con avidez.

Abdomen distendido. Hígado voluminoso, duro y doloroso. Cólicos flatulentos con expulsión de gases calientes. Dolores calambroideos sobre todo después de comer o cenar.

Constipación con heces pequeñas y duras (Plumb.), insuficientes, expulsadas en pequeños fragmentos y con muchos esfuerzos.

Diarrea que se agrava por la noche con cólicos, tenesmo y trastornos nerviosos, agitación, sacudidas espasmódicas, movimientos automáticos de la cabeza (cólera infantil).

Obstrucción nasal con sensación de presión sobre la raíz de la nariz, como si ésta estuviera encajada en la cabeza (con apretamiento: Lach.).

Tos espasmódica, agotante, por la mañana y por la tarde, que se agrava antes y sobre todo durante las reglas, con ardores en el pecho y opresión. La enferma no puede expectorar. La disnea cesa tan pronto como aparece la expectoración.

Tos coqueluchoide: el niño se coje con fuerza sus partes genitales en el momento del acceso.

Retención nerviosa de orina; solamente puede orinar si se encuentra sentado o inclinado hacia atrás (orina únicamente estando parado: Sars.). Orina muy rebotada por la mañana.

Erecciones violentas con tendencia al onanismo. Hinchazón de los testículos con dolores restirantes a lo largo de los cordones espermáticos.

Reglas adelantadas y abundantes por la noche (Bov.) precedidas por agitación y nerviosidad extremadas con dolores en la espalda. TODAS ESTAS MOLESTIAS DESAPARECEN DURANTE LAS REGLAS, pero entonces aparece la tos.

Dolor continuo en el ovario izquierdo con mejoría a la presión y durante las reglas, reapareciendo inmediatamente después.

Prurito vulvar que provoca una sensibilidad extremada de las partes genitales. Excitación sexual y ninfomanía.

Dolores profundos, restirantes y ardorosos en la espalda (últimas dorsales y primeras vértebras lumbares), agravación estando sentado tranquilo o después de haber ingerido vino. El enfermo no puede soportar que se le toque. (Actaea rac.). Dolor en la nuca por la tarde al escribir.

Estado varicoso de las piernas con varicosidades. Dolores vivos que atraviesan las articulaciones. Dolores ardorosos a lo largo de la tibia. Dolor penetrante en un talón después de haber ingerido vino.

Hormigueo a nivel de las piernas y de los pies como si un insecto anduviera sobre la piel, con insomnio. Prúrito a nivel del hueco poplíteo.

CLÍNICA

Ciática. Cólera infantil. Corea. Conjuntivitis granulosa. Constipación crónica. Convulsiones. Coqueluche. Debilidad mental después de la masturbación o surmenaje. Dismenorrea. Eczema. Escarlatina. Espermatorrea. Fiebre tifoidea. Hipocondría. Lumbago. Meningitis. Neurastenia. Ojos (afecciones de los). Ovaritis izquierda. Retención nerviosa de orina. Temblores. Várices.

RELACIONES

Lachesis (agravación durante las reglas). Zincum presenta durante las reglas una agravación de los síntomas oculares y respiratorios y por lo contario mejoría efectiva de los trastornos nerviosos (agitación) y genitales (ovario izquierdo). De una manera general la desaparición de todo exudado determina una agravación. Es así como los trastornos nerviosos pueden desaparecer después de la desaparición brusca de una erupción o cuando un exantema no se desarrolla normalmente (sarampión, escarlatina, etc.). Apis, Belladonna, Helleborus (trastornos meníngeos). Agaricus, Ignatia (trastornos nerviosos). Magnesia carb. (agotamiento nervioso).

Complementarios

Pulsatilla, Sepia, Sulphur.

DOSIS

30a y 200a.